(+34) 91 473 45 26

9

Mar, 2016

La oficina de turismo del futuro

Por: | Tags: | Comentarios: 4

Con carácter general, muchos destinos turísticos tienen una asignatura pendiente en relación a la adaptación de sus servicios de información turística conforme a las nuevas demandas del mercado turístico. En pleno siglo XXI es necesario dar un giro al concepto tradicional  de oficina de turismo para convertirla en un verdaderos centros de información online, promoción y comercialización de destinos, activas , capaces de intervenir durante todas las fases del viaje: inspiración, organización, realización y difusión a través de las redes sociales. Así lo conceptualiza también la Sociedad Estatal para la Gestión de la Innovación y las Tecnologías Turísticas (SEGITTUR) en el proyecto Destinos Turísticos Inteligentes impulsado por la Secretaría de Estado de Turismo.

Si una gran parte de la información turística hoy en día gira en torno a la utilización de las nuevas tecnologías y las redes sociales, es lógico que los servicios de información no se caractericen por ser exclusivamente presenciales sino que tengan en cuenta los canales donde busca la información el viajero y dónde podemos ofrecérsela.  Por tanto, los equipos, los sistemas y los tiempos de trabajo deben ajustarse en relación al nuevo modelo.

Por otra parte, si hablamos de espacios físicos, las oficinas de turismo deberían caracterizarse por ofrecer un entorno mucho más abierto, atractivo y persuasivo, donde el turista recibe asesoramiento personal al mismo tiempo que se pone a su disposición el uso de nuevas tecnologías para entrar en contacto con el territorio (pantallas táctiles, apps turísticas del destino, reservas de servicios…). Se trata de dotar a la definición tradicional de oficina de información turística de un diseño más actual e innovador tanto en lo referido a contenidos y servicios como en el propio espacio físico y en su presencia online, de modo que se traduzca en un mayor poder de atracción del visitante al destino antes, durante y después del viaje.

Nuevos espacios en Oficinas de Turismo

De esta forma, los destinos que hoy en día quieren ser competitivos desde la perspectiva turística,  deben buscar que sus servicios de información turística se ajusten en mayor medida a las necesidades del visitante y a su comportamiento real, satisfaciendo no sólo sus necesidades de información relacionadas con la oferta de turística, de ocio y cultura del destino, sino también facilitando la adquisición de entradas a los principales espacios y recursos turísticos en el destino, así como otras serie de necesidades frecuentes en el viajero actual directamente relacionadas con la propia actividad turística (recarga de baterías móviles, descarga de fotos, área de descanso, comunicación, etc.).  Todos hemos escuchado y a buen seguro seguiremos escuchando que las oficinas de turismo no están para vender, y es cierto, no es el objetivo último. Sin embargo, el turista de hoy demanda más servicio que debe proporcionarse desde las propias oficinas y si no, estaremos perdiendo oportunidades.

Es evidente que existen nuevas necesidades en los servicios de información turística de los destinos, que pasan por la propia información que se suministra, cuándo y dónde se proporciona,  la definición de nuevos contenidos y servicios a disposición del público, el rediseño de los espacios físicos y online, la instalación de recursos técnicos y estéticos que ayuden a vender el destino, etc. Para dar respuesta a este nuevo concepto, las nuevas tecnologías (redes sociales, aplicaciones móviles, recursos geolocalizados, acceso a dispositivos con información digitalizada, sistemas de reservas, etc.) se han convertido en la plataforma  imprescindible a partir de la cual redefinir los servicios de información turística. Estamos obligados a aprovechar al máximo el potencial de la tecnología y a orientar nuestros esfuerzos en las acciones que pueden proporcionar mayor retorno al destino turístico.

Otra cuestión importante, y un problema habitual para la Administración Pública en muchos destinos, es cómo rentabilizar los servicios de información turística. En este sentido, pueden plantearse dos posibles vías: la venta de servicios turísticos y el desarrollo de un merchandising atractivo del destino que nos permita generar ingresos que luego, por ejemplo, pueden ser revertidos en la promoción del propio destino turístico.

Por último plantear que, además del componente tecnológico, consideramos que los servicios de información turística del s. XXI deben apostar ante todo por poner en valor todos los recursos turísticos del destino, ser accesibles para todos, facilitar la interacción e integración del visitante con el entorno, incrementar la calidad de su experiencia en el destino y fomentar el desarrollo sostenible.

Hemos intentado mostraros nuestra visión sobre las oficinas de turismo del futuro (o más bien ya del presente) ¿Cómo veis vosotros  las Oficinas de Turismo del siglo XXI o del XXII?

Comentarios

4 thoughts on “La oficina de turismo del futuro

  1. Sara

    Comparto la visión de la evolución de las oficinas de turismo, me falta únicamente el lado humano, sigo apostando por profesionales, por esa sonrisa de bienvenida al destino, por amabilidad y por supuesto, utilizando la tecnología para promocionar el destino. ¡¡¡Gran artículo!!!

    Responder

    • Dinamiza Asesores

      ¡Muchas gracias, Sara! Sin duda, el lado humano y esa sonrisa son fundamentales para que el turista se sienta bienvenido. La clave sobre la que llamamos la atención es la forma en la que la tecnología y un diseño más abierto pueden ayudar a hacer el servicio aún más personalizado, potenciando aún más los esfuerzos de los profesionales de atención turística. ¡Todo suma!

      Responder

  2. Antonio Romero Valdeón.

    Están proponiendo ustedes Dinamizaasesores,en última instancia ,que las oficinas de turismo se conviertan en agencias de viaje encubiertas, compitiendo deslealmente con dinero público, con la iniciativa privada.Y ello es un error de bulto de una empresa como la suya que de alguna manera tambien es , como las agencias de viajes, un intermediario profesional del sector turístico.
    Sí sería acertado ese análisis para que las agencias de viajes redireccionen su actuación y servicios a prestar , implementando y/o ampliando algunas cuestiones que plantean en su artículo: presencia en redes, información adicional sobre recursos en destino,Apple pantallas táctiles en agencias, reservas de entradas y actividades complementarias.. en definitiva la agencia de viajes del futuro, con una concienciacion del cliente a pagar por ello.Y no gratis como ahora ,que se hace por una oficina pública,en horarios rígidos, con una actitud “funcionarial” en muchos casos,y en este caso todo ello además asesorado y promovido por una consultora privada como Dinamizaasesores.Piénselo,ustedes son iniciativa privada, aunque trabajen mucho con el sector público. El sector privado de intermediación turistica debe reinventarse , y el sector público ha de recortar su presencia en el sector, por el que sangran cantidades ingentes de recursos públicos en promoción, consultoras, asesores y artistas varios sin una fiable medición de los resultados que se obtienen de dichos recursos .Dicho sea salvo mejor criterio profesional,..o no.Atentamente

    Responder

    • Dinamiza Asesores

      Estimado Antonio:

      Le agradecemos que haya llegado hasta nuestro blog. Si ha leído atentamente nuestro post, verá que en ningún caso proponemos que las oficinas se conviertan en agencias de viajes. Nada más lejos de la realidad. Sin embargo sí las animamos a que hagan una promoción más acorde a los nuevos tiempo y les invitamos a comercializar tickets o servicios aislados, merchandising o visitas guiadas, por ejemplo, generando además ingresos para su ayuntamiento o institución. Por tanto, además estamos aportando soluciones a un problema serio como es la financiación de las mismas.

      El sector de las agencias también tiene su propia complejidad y requiere un modelo de gestión propio que en ningún caso aconsejamos a una administración pública, que normalmente es el titular de la oficina de turismo. Tampoco se pretende competir con el sector privado, sino todo lo contrario, ayudarle. Nuestra reflexión ponía sobre la mesa que los turistas de hoy en muchos casos no encuentran respuesta a lo que buscan en muchas de las oficinas de turismo. En otros muchos países del mundo, las oficinas de turismo venden visitas, productos y servicios y además lo hacen sin complejos. También hay comercios y agencias externas que funcionan. Hay mercado para todos, siempre y cuando cada uno haga las cosas correctamente.

      Sobre las agencias de viajes, podríamos hablar largo y tendido, quizás lo hagamos en otro post, más adelante.

      En ningún caso hemos hablado de actuación “funcionarial” en las oficinas de turismo, sino de una necesaria renovación del modelo. El mundo cambia, los bancos, el turismo, las industrias, y los servicios públicos y las oficinas de turismo también deberían hacerlo. Es nuestro punto de vista.

      Por alusión directa a las consultoras, podemos hablar de nuestra filosofía de empresa. Nuestro equipo, con amplia formación y experiencia empresarial, siempre busca que los proyectos en los que participa, aportar mucho más valor de lo que nuestros clientes pagan por ello. Y le invitamos a que conozca nuestra trayectoria de empresa, donde verá que nuestra cartera de clientes no sólo aumenta sino que también demandan cada día más nuestros servicios.

      Reciba un cordial saludo.

      Responder

Deja un Comentario

Código de seguridad * Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.